Estimado Luis

https://economia.elpais.com/economia/2017/09/08/actualidad/1504867507_445438.html Estimado Luis, La gente, mucha gente, está hasta el gorro de escuchar que hace falta cambios, muchos cambios y que estos se pueden emprender despacito. El sistema, los sistemas, nos demuestran una y otra vez su gran inercia y aunque gente sin duda bien intencionada como usted, nos dice que se puede hacer, la realidad demuestra lo contrario. Una y otra vez, la fuerza de las inercias o los puntos de atracción de los sistemas, hacen que experimentemos, en nuestros entornos, en nuestras empresas, en su política, que las grandes dinámicas acaban arrasando con todo y nada cambia. Llevamos

Sigue leyendo